Alumnas Colegio San Lorenzo

“Ir a la hospedería siempre es una experiencia agradable, conversar y escuchar o simplemente pasar una tarde acompañando a las huéspedes”.

“Me sentí muy acogida cuando ellas decidían contarme su experiencia de vida. Para mí siempre es un orgullo que me depositen su confianza, además  me llena el corazón adquirir conocimientos de vida que antes no tenía. Pero pasar una semana con ellas es totalmente distinto, la confianza se convierte en amor, amistad y Dios en carne y hueso”.

“Vivir esa experiencia es algo que no debe puede describir”.

“La mayor enseñanza que pude recibir es la muestra de fe, porque aunque se les caiga el mundo, ellas siguen creyendo, siguen adelante y eso es lo más importante”.

Bárbara Pavez, Colegio San Lorenzo.