Taller de Lectio DSB: EL SEÑOR SIEMPRE TIENE UNA BUENA NOTICIA PARA MÍ

Magdalena Besa (B94), Jefa de Rama DSB: “Tuvimos un encuentro amoroso a través de la Palabra que nos fue iluminando y despertando a la realidad de Dios. ¡Solo dar gracias a Dios por haber tenido la oportunidad de mostrar la Palabra a personas que querían tener un encuentro con Cristo vivo! Francisca Browne: “Me hizo darme cuenta del valor que es hacer viva en mí esa Palabra y por, sobre todo, cómo me ayuda a conocer más a Jesús y así ir comprendiendo su mensaje de salvación”. Juan Carlos Macuada: “Haber compartido nuestros ecos con una comunidad que no conocía fue muy enriquecedor, refuerza la presencia de Dios en mí y la importancia que tienen las comunidades en nuestras vidas”. Macarena Ringeling (B99): Fue una gran experiencia que me anima a seguir profundizando, es cómo meditar con más sentido aún. Un regalo para el alma”. Natacha Pacheco, profesora: “Descubrir la inmensidad del amor en cada detalle del día y sabernos queridos. Saber que siempre hay algo para nosotros y que es un regalo, fue un regalo que me dieron y me pusieron frente a mí”.