ESTADO DE AVANCE

Ya estamos en Junio, y con esto el último mes de trabajos en San Agustín.

Alguien, que vio una foto general de la construcción, mandó sus felicitaciones diciendo que era impresionante ver el Puesto más grande pero que de alguna manera seguía siendo el mismo. Nos alegramos mucho ya que ese era uno de los objetivos que buscamos al iniciar y de alguna manera se va logrando.

Hoy, la construcción está lista y el trabajo se centra en la instalación de las últimas puertas, cornisas, calefon, boscas, tragaluces, lavaplatos y otros varios. Sí, todo lo grueso está listo, las piezas están con sus repisas y a la espera de los muebles; la capilla, que es el recinto que más llama la atención con sus muros de tejuela reutilizada del Puesto antiguo, sólo espera su implementación. Lo mismo el salón que, manteniendo sus rasgos originales, crece al poder utilizar el espacio donde antes estuvo la mesa de comedor. Los baños ya están con sus artefactos. El sector cocina -con sus muebles donados ya presentados- está a la espera de la cocina a leña -que ya está en producción- y la mesa de comedor. En fin, ya se ve la personalidad del lugar y lo comenzamos a imaginar con las comunidades o grupos viviendo sus experiencias.

Junto con destacar una vez más a los maestros y su rápido trabajo, han sido unas semanas donde la comunidad de Santa Hilda junto a sus visitas ha trabajado arduamente en recuperar los muros antiguos del Puesto que estaban muy manchados. El resultado es asombroso y hoy se pueden apreciar esos espacios como fueron en su construcción original.

Una vez más queremos agradecer la generosidad de tantas personas que nos han permitido llevar a cabo este proyecto. Aún nos falta recaudar un 10% del monto total, pero estamos confiados en la Providencia de Dios, seguros de que lograremos terminarlo en los tiempos y de la manera que habíamos pensando.